sábado, 8 de noviembre de 2014

Carrió, la mensajera de la embajada.





Cuando vemos a Carrió acusar a Massa de Líder Narco, no lo podemos dejar pasar como una locura más.  La reproducción masiva de sus manifestaciones por parte de los medios concentrados  en realidad nos dice que el mensaje  lo ha elaborado el dueño de los diarios  y al revés de toda lógica, la Diputada es solo la mensajera. Costumbre  que ya está instalada en nuestro país. Aquí desde hace muchos años, los políticos opositores que debieran usar los medios para expresar sus críticas y sus propuestas, son en realidad los tristes mensajeros de los medios que los utilizan para llevar adelante la restauración conservadora ordenada por la Embajada.
Magnetto, el operador coordinador de la Embajada (el que despreciaba los “puestos menores”), está moviendo los hilos de la verdadera estrategia, que consistió hasta ahora en fomentar la división del peronismo, de ese “hecho maldito del país burgués”, según dijera Cooke.  
Promovió a Massa; a los Duhalde y Cía. (Venegas Barrionuevo, la flía. Moyano);  a De la Sota, y a todo peronista que pintara, dándoles pantalla masiva gratis, solo a condición de que insultaran a los Kirchner, que usaran las más fuertes diatribas, embustes y barbaridades, con el doble objeto de esmerilar al gobierno, y por el otro lado, destruir todos los puentes posibles para que no hubiera retorno de esas ofensas. La idea es lograr el sueño de Lanusse: ganarle al Peronismo en las urnas, porque la historia ha mostrado que los palos parecen engordarlo.
A Massa y a De la Sota los convenció por separado de que ellos podían ser los jefes de la sección argentina de la derecha neoliberal del Tea Party que dirigen en America del Sur,  Uribe, Piñera, Battle etc. Y que para ello, debían manifestar, mostrar  y ejecutar en sus distritos, políticas represivas eficaces, enfrentar las políticas de derechos humanos, dar ventajas impositivas para los sectores más concentrados de la industria, el campo,  las constructoras, etc., etc.  
Simple receta: mucha pantalla para posicionarse, pero el mensaje debía ser agresión brutal y permanente al gobierno y propuestas de gobierno reaccionarias y represivas,  como para irlas naturalizando.
Lo que no les dijo, es que en realidad el delfín. El Capriles verdadero, el que tiene la pureza genética, el certificado de no tener nada de peronismo en su sangre, el que cumple con la estética y la mayoría de los parámetros fijados por la Embajada, es Mauri.
Y ahora que ya han crecido, es decir, ahora que parece que ya han hecho todo el daño requerido contra el Kirchnerismo, que ya más no pueden hacer ,según muestran las malditas encuestas, y cuando parece que el retorno es imposible, que ya parece no haber puentes posibles para volver,  hay que sacarles la silla y dejarlos caer.
Destruir, dinamitar  todas las estructuras opositoras que puedan dividir el voto opositor en la primera vuelta de las elecciones 2015.
Posiblemente no contaban con esto de las encuestas tan favorables al Kirchnerismo  y se imaginaban un escenario con dos de los de ellos compitiendo en Segunda Vuelta,. 
Y ahora están apurando el trámite. Están muy preocupados por la experiencia de Brasil y están acelerando las cosas. No quieren una oposición dividida.  
Y  la Carrió  está siendo usada para matar dos pájaros de un tiro. La usan para complicar muy fuertemente a Massa, en beneficio de Macri y  para liquidar al Unen con el mismo golpe.
Se están equivocando. El 45% de imagen positiva de Cristina después del desgaste natural de la gestión de 9 años y el bestial ataque mediático, está expresando no una foto, sino un hecho político, social y cultural que no tiene retorno y no lo pueden ver.
Ese 45 % proporciona a Cristina la posibilidad de señalar cualquier candidato y hacer que gane. 
Se trata de una elección donde la sociedad  elige pensando en su conveniencia personal, y no en los clichés que inventan los diarios. Eso ocurre en las de medio término, en las elecciones de legisladores. Y asimismo en 2013, en la última de este tipo, en la que estábamos fusilados, pues no solo no iba Cristina en la Boleta, sino que encabezaba el flamante marido de Jessica Cirio, sacamos el 34 % de los votos.  A 6 puntitos solamente  de lo que hace falta para ganar la nacional en 1ª  vuelta. Qué tal?  No parece tan complicado el asunto. Esto ellos lo saben, y eso los tiene desesperados, y ojo: dispuestos a cualquier cosa.

Humberto Vera

Peronismo Cordobés en el Proyecto Nacional

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comentarios: